Mini rosas con pasta de flores

tutorial-mini-rosas

Hoy os voy a enseñar cómo hacer mini rosas para que podáis decorar con ellas vuestras galletas y macarons. Para hacerlas os recomiendo utilizar pasta de flores o pasta de goma ya que utilizando fondant los pétalos nunca podrían quedar así de finos.

tutorial-mini-rosas-11. Coger una porción de pasta de flores o pasta de goma y tapar el resto con film para evitar que se seque. Amasar bien con los dedos hasta que la pasta se vuelva flexible. Después, coger un poco de colorante en pasta (muy poquito) con un palillo y teñir. Amasar para que el colorante se distribuya uniformemente y, si el color no ha quedado lo suficientemente intenso, añadir más colorante, pero utilizando siempre un palillo nuevo para no contaminar el producto. Una vez que el color esté a vuestro gusto, hacer 6 bolitas iguales y tapar el resto de la pasta con film.

2. Meter las 6 bolitas dentro de una bolsa de congelar y aplastarlas bien con el dedo. Después, presionar haciendo un círculo alrededor para afinar los bordes.

3. En este momento tendréis 6 pétalos dentro de la bolsa. Sacar sólo uno de ellos y dejar el resto dentro (la pasta de flores se seca mucho más rápido que el fondant así que mientras no la necesitemos es mejor que esté tapada y que no le de el aire). Ahora enrollar el pétalo sobre sí mismo y presionar un poco para que se quede pegado.

4. Sacar de la bolsa 2 pétalos y colocarlos uno al lado del otro pero de modo que uno de ellos tape un poco al otro. Presionar un poquito para que se queden ligeramente pegados y enróllalos juntos alrededor del primer pétalo. El sentido en el que enrolléis no da igual: si el pétalo que queda encima está a la derecha, tendréis que enrollarlos en el sentido de las agujas del reloj; y si esta a la izquierda, en sentido contrario. Fijaos bien en la foto para que os quede igual. Ahora presionar en la parte de abajo para que se peguen sólo en esa zona; en la parte de arriba tienen que quedar sueltos para después poder curvarlos.

tutorial-mini-rosas-2

5. Sujetar la parte de abajo de la rosa con una mano y con la otra curvar los dos pétalos hacia afuera.

6. Sacar de la bolsa los 3 pétalos que quedan y colocarlos uno al lado del otro de modo que el segundo tape un poco al primero y el tercero al segundo. Presionar un poquito para que se queden ligeramente pegados y enróllalos juntos alrededor de todos los demás. Ahora presionar en la parte de bajo para que se queden pegados.
Esta vez curvaremos los pétalos de otra forma: en vez de hacer una sola curva en el centro del pétalo, haremos dos, una a cada lado. Para ello, sujetar la parte de abajo de la rosa con una mano y con la otra pellizcar uno a uno el borde de los tres pétalos.

7. Cortar lo que sobre con un cúter y redondear con los dedos la parte de abajo. Después, dejar secar al aire durante 24 horas para que se endurezca.

8. Para pegar estas rosas podéis usar pegamento comestible o glasa real. Yo prefiero utilizar glasa real, porque así, además, puedo hacerles unas hojas.
Para hacer estas hojas necesitaréis glasa real de consistencia dura teñida de verde, una manga pastelera y la boquilla nº 352 de Wilton. Esta boquilla tiene dos picos, para utilizarla hay que colocarla pegada a la base de la rosa, en un ángulo de 45º y con un pico abajo y el otro arriba. Después, presionar sin moverla hasta que salga la cantidad suficiente de glasa, dejar de presionar y retirar.

Quizás también te interese:

2 pensamientos en “Mini rosas con pasta de flores

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *